Un exfoliante facial para cada tipo de piel

Un exfoliante facial para cada tipo de piel

El hecho de exfoliar la piel una vez por semana, ya sea la del rostro o la del cuerpo, produce múltiples beneficios para la misma, tales como activar la circulación sanguínea, favorecer la regeneración celular de las capas más profundas, mejorar la hidratación y hasta limpiarla en profundidad.

Nota: Recuerda que si padeces algún tipo de problema en la piel, debes consultar a tu dermatólogo antes de realizar este tratamiento estético.

Como no todas las pieles son iguales y tienen necesidades diferentes, hoy te mostraré cinco exfoliantes distintos que podrás hacer tú misma en casa con ingredientes naturales, y que ayudarán a que la piel de tu rostro luzca mucho más bella.

Todos estos exfoliantes debes aplicarlos con la piel previamente limpia y ligeramente humedecida para que resulte más fácil su utilización. Para ello realiza movimientos circulares, sin hacer fuerza sobre la piel, en sentido ascendente y evita siempre la zona del contorno de los ojos. Además si tu piel es sensible, no debes usarlos más de una vez por semana para evitar irritaciones.

1. Exfoliante de azúcar
La mayoría de exfoliantes caseros llevan azúcar blanco porque resulta muy fino para la delicada piel del rostro, aunque si quieres también puedes sustituirlo por arena fina de playa.
Este exfoliante es válido para cualquier tipo de piel.
Ingredientes:

  • 2 cucharadas de azúcar
  • 1 cucharada de aceite de almendras (puedes sustituirlo por aceite para bebés, aceite de oliva o aceite de maíz)

Elaboración y modo de empleo:
Mezcla bien ambos ingredientes con una cuchara o espátula de madera hasta que quede una consistencia cremosa y densa.
Una vez que lo hayas utilizado retíralo con abundante agua templada.

2. Exfoliante de limón
Más indicado si tu piel es grasa o con manchas, ya que, no te aportará nada de grasa y ayudará a blanquear la piel. Todo gracias a las propiedades del limón, que resulta astringente, bactericida y blanqueante por la acción del ácido cítrico.
Ingredientes:

  • Zumo de 1/2 limón
  • 3 cucharadas de azúcar

Elaboración y modo de empleo:
Mezcla bien los dos ingredientes con una espátula de madera.
Una vez que lo hayas utilizado, déjalo en reposo sobre el rostro y cuello durante 5 minutos. Luego acláralo con agua tibia y aplícate a continuación una crema hidratante.
Mi recomendación es que uses este exfoliante por las noches, ya que el limón puede producir manchas en la piel con el contacto directo de la luz del sol.

3. Exfoliante de plátano
El mejor para las pieles sensibles y con rojeces.
Sólo necesitarás machacar un plátano maduro hasta conseguir una consistencia cremosa.
Para utilizarlo aplica una capa sobre la piel sin hacer ningún tipo de movimientos circulares y déjalo actuar unos 10 minutos. Luego aclara con agua templada e hidrata la piel con tu crema habitual.

4. Exfoliante de avena
Ideal si tu piel es madura o está desvitalizada y apagada.
Ingredientes:

  • 1/2 taza de avena molida
  • Leche o yogur (la cantidad será hasta que consigas una consistencia espesa)
  • 1 cucharadita de maizena o harina fina de maíz.

Elaboración.
Añade la leche (o el yogur) y la maizena a la avena hasta conseguir una consistencia más o menos espesa. Aplica la mezcla obtenida sobre la piel del rostro y utilízala con movimientos circulares suaves. Deja en reposo 5 minutos y aclara con abundante agua templada.
Dejará tu piel lisa, unificada y muy luminosa. Resulta perfecta si al día siguiente tienes un evento importante.

5. Exfoliante de menta
Se trata de un exfoliante apto para todo tipo de pieles, especialmente para los labios resecos y agrietados.
Ingredientes:

  • 1/2 cucharada de azúcar glass o en polvo
  • 1/2 cucharada de aceite de jojoba u oliva
  • de 1 a 3 gotas de aceite esencial de menta

Elaboración y modo de uso:
Mezcla bien todos los ingredientes y masajea la mezcla sobre tus labios durante 1 ó 2 minutos. Luego enjuaga con agua tibia y a continuación aplícate un bálsamo de labios que te aporte hidratación y protección solar.
Mi consejo es que también lo uses si tu piel es seca y sensible, aplicándolo por todo el rostro y cuello. Acuérdate de evitar la zona del contorno de los ojos.

Como puedes ves, se trata de 5 exfoliantes diferentes y sencillos, elaborados con ingredientes naturales muy fáciles de encontrar. Si conoces algún otro que te haya dado buen resultado compártelo con nosotros. Nos encantará conocerlo.

Etiquetas: , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *